Lacalle Pou y la institucionalidad científica

De la diaria Wiki
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

Críticas y visión[editar | editar código]

En el programa de gobierno del Partido Nacional, se afirma que el sistema de Gabinete Ministerial de Innovación no ha sido eficaz para liderar políticas de CTI (Ciencia, Tecnología e Innovación), y que hace años no funciona. De hecho, en un acto realizado el 30 de marzo de 2019, Lacalle afirmó que el gobierno está "en falta" en cuanto a políticas de ciencia e innovación [1] Anteriormente, en 2014, desde las filas de Lacalle se había afirmado que un nivel de presupuesto del 0,5 % del PIB volcado en investigación, desarrollo e innovación es insuficiente [2]. Además se criticaba que las políticas estaban planificadas por las burocracias y que desde el sector de investigación público, la academia mira con desconfianza al sector privado [2]. De todas formas, hoy, desde el equipo de Lacalle se reconoce que existen coincidencias con los programas de gobierno del Partido Colorado, Independiente y Frente Amplio en cuanto a propuestas sobre la Agencia Nacional de Innovación (ANII) [3].

Plan de gobierno[editar | editar código]

El plan de gobierno del Partido Nacional establece que es necesario avanzar hacia una nueva institucionalidad que coordine de manera eficaz los organismos asociados a la investigación y desarrollo científico (Ministerio de Industria, Energía y Minería; Ministerio de Educación y Cultura; Agencia Nacional de Investigación e Innovación, LATU[4]), aunque no se da mayores detalles. Esta nueva institucionalidad deberá funcionar con programas de investigación y desarrollo transversales, combinando diferentes modalidades de financiamiento [4]. La política de ciencia y tecnología, definida por esta nueva institucionalidad, establecerá cuales serán las áreas estratégicas en cada período. Se profundiza en la dispersión y superposición en las instituciones, que según se afirma en el programa, existe actualmente. Se establece, además, que la confluencia, buen uso de los recursos económicos, organizativos y de infraestructura son responsabilidad final del Estado, quien a su vez debe rendir cuentas al Parlamento [4] . En cuanto a la realización de la investigación, y el impulso a ella, se refleja en el programa que se requiere de un fuerte impulso que debe combinar la capacidad de instituciones públicas y privadas que podrán ser financiadas con fondos estatales del futuro Ministerio de Medio Ambiente y la ANII.

Relación con la academia[editar | editar código]

A través de la creación de un Observatorio de Monitoreo (con iniciativas públicas y privadas) de la actividad emprendedora, se plantea promover la investigación aplicada para facilitar la toma de decisiones de políticas públicas. Las instituciones de investigación deberán generar certezas tecnológicas para afrontar los desafíos productivos [4]. En cuanto a la relación con la academia, desde el sector de Lacalle se propone impulsar programas de fomento de transferencia del conocimiento académico al mundo emprendedor. De esta forma, la ANII cobraría un papel relevante ya que se generarán incentivos para que las empresas presenten desafíos para que sea esta agencia que trabaje en resolver los problemas y desafíos planteados [5].